Globomedia toma un respiro en Telecinco

Hace unos días que salió una noticia sobre ‘Soldados del desierto’, una nueva serie a la que Telecinco ha dado luz verde sobre unos soldados españoles destinados en Afganistán.

Sorprende la temática de la serie poco convencional, aunque algunos ya saldrán a decir que esto va a ser un ‘Los Serrano’ conoce a ‘Generation Kill’, pero tampoco podemos saberlo hasta que no lo veamos.

Pero lo que a mí verdaderamente me llama la atención de la noticia es el hecho de que Telecinco apruebe un proyecto de la productora Globomedia.

Y es que desde que la productora entrase a formar parte del accionariado de laSexta, parecía que el resto de las cadenas adoptaron una posición reticente a trabajar con Globomedia, pese a ser una de las productoras más importantes, sobre todo en ficción, con el fin de no alimentar a una empresa rival.

Esta reticencia se vio por ejemplo en Antena 3, que comenzó a encargar sus ficciones a otras productoras, especialmente Ida y vuelta o NotroTV, y en Telecinco, que lleva un tiempo con la política de trabajar sólo con sus productoras de confianza (La fábrica de la tele, Mandarina, Grundy, etc.), además de que cada vez apostaba menos por las series. Así, ambas cadenas conservaban en plantilla series de Globomedia que venían de lejos (‘Los serrano’, ‘Los hombres de Paco’) hasta que fueron acabándose, o las mantienen aún por su éxito (‘Aída’) pero no encargaban nada nuevo.

Además, esta hostilidad de las cadenas, muy especialmente por parte de Telecinco, hacia la productora Globomedia se ve agudizada por las críticas vertidas desde ‘Sé lo que hicisteis…’.

Si antes era una rivalidad entre cadenas más a nivel empresarial, desde que ‘Sé lo que hicisteis…’ criticaba sistemáticamente a las otras cadenas, sobre todo a Telecinco, y la guerra entre ambos fue creciendo, Globomedia sufría como consecuencia que otros proyectos de la productora no fueran ni siquiera considerados por las cadenas que estaban molestas.

Por todo ello, me sorprende leer que ahora Telecinco acepte un proyecto de una serie de Globomedia. Entonces, ¿a qué se debe el cambio?

Sobre todo se debe a que la cadena de Fuencarral tiene un nuevo Director de Ficción, David Martínez, y que llega con espíritu renovador a ese a apartado de la cadena, el de la ficción nacional, que de un tiempo a esta parte estaba decaído y casi olvidado. Este nuevo Director de Ficción piensa apostar por series que a priori parecen distintas a lo que se viene haciendo en la cadena, como ‘Tierra de lobos’, una serie de época a lo ‘Águila roja’, la mencionada ‘Soldados del desierto’, o incluso se plantearon una serie futurista espacial que finalmente no verá la luz.

No sé como saldrán las cosas o si estos proyectos merecerán la pena, pero desde luego es loable la intención de cambio que se plantea en Telecinco, y muy inteligente el hecho de saber reconocer si un producto es bueno e interesante para tu parrilla aunque venga del “enemigo”.

Las 35 mejores series españolas de la década (Del 10 al 9)

Sexta parte del ranking de Las 35 mejores series españolas de la década. Entramos ya en el Top 10.

10. Siete vidas

Si existe un referente en la comedia de situación en España, está claro que es ‘Siete vidas’, una serie que supo estar en lo más alto y seguir fresca durante 204 episodios y a pesar de las idas y venidas de los actores del reparto.

Los comienzos fueron duros, eso sí. La serie estaba muy centrada en el personaje de Tony Cantó, que despertaba de un coma. Vaya originalidad de arranque. Pero el personaje no daba demasiado de sí y al final fue cediendo protagonismo en favor de los secundarios, y la ficción se fue transformando en una serie coral, algo que resultó muy positivo. Los comienzos además olían demasiado a ‘Friends’, y claro, las comparaciones además de odiosas son muy crueles cuando te mides con el gran coloso de la sitcom. Pero poco a poco la serie se fue desmarcando de parecerse a la serie de la NBC y fue cogiendo su propio punto.

Un gran equipo de guionistas hizo posible una comedia muy divertida que funcionaba como un reloj gracias a la química que había entre los protagonistas, especialmente destacables Amparo Baró, Javier Cámara, Blanca Portillo, Anabel Alonso, Gonzalo de Castro y Carmen Machi.

Son innumerables los buenos ratos que hemos vivido gracias a las disparatadas situaciones vividas en la casa de Carlota o en el “Casi que no”, tan inolvidables como las collejas de Sole, que ya forman parte de la historia de nuestra televisión.

9. Los Serrano

‘Los Serrano’ en el nueve, ¿estás loco? Eso estaréis pensando, supongo. Y no me extraña, porque todos tenemos grabado a fuego en nuestra mente ese estúpido final que tuvo la serie, así como lo malas que fueron las últimas temporadas en las que no paraban de llegar primos lejanos, cuñados y demás familia o profesoras buenorras para suplir ausencias del reparto.

Pero si forzamos un poco más la memoria, podremos recordar tiempos en los que la serie tuvo su gracia. Cuando llegó, las historias de la familia Serrano eran divertidas y frescas, con Marcos y Eva con su tensión sexual no resuelta y los pequeños haciendo trastadas. Luego la serie fue degenerando, acabaron por resolver la tensión sexual, los mandaron por ahí e intentaron hacer un reload con los hijos pequeños, haciendo un triple salto mortal del tiburón con pirueta doble. Y la cosa fue degenerando, que si Belén Rueda se va, que si vuelve, que si muere y se aparece su espíritu, y locuras sin fin. Incluso he leído que Guille se fue a Marruecos con una chavala a vivir como hippies. ¡Qué cosas! Menos mal que eso no lo llegué a ver. Pero como decía, si recordamos las primeras temporadas, era divertido.

Tampoco se puede obviar que en el tema de las audiencias ha ido despuntado. Su episodio más visto, el número 32, fue seguido por 8.191.000 de espectadores y el 43,3% de share, unos datos brutales. Y no fue algo puntual, porque la segunda y tercera temporadas promediaron un 38,8% y un 37,8% respectivamente, y aunque fue decayendo, lo cierto es que la última temporada se quedó en un 21,7% de media, que no es moco de pavo.

Además, ‘Los Serrano’ es todo un referente en la historia de las series españolas, pues es la dramedia por antonomasia, y posteriormente han ido saliendo series diferentes pero que conservan muchas de sus señas, desde Los Serrano con pistolas (Los hombres de Paco), hasta Los Serrano con poderes (Los protegidos) pasando por Los Serrano en el siglo de oro (Águila roja). Desde luego la serie acabó siendo de vergüenza ajena, pero eso no quita que en su tiempo fue muy grande y que sentó precedentes en muchos sentidos.

Y por último, otra cosa que la encumbra alto es su gran éxito internacional, pues una serie que parece tan castiza ha arrasado en países como Francia, Uruguay, Rusia o Rumanía y se han hecho versiones en Portugal, Italia o Turquía. Curiosamente el otro día vi en ‘Españoles por el mundo’ a una chica que era profesora de español en Belgrado (Serbia) y decía que allí se ve en V.O.S. y están todos locos con ‘Los Serrano’ y no hay forma de quitarles de la boca el mayormente.

Análisis: ‘El club del chiste’

Anoche se estrenó en Antena 3 el programa ‘El club del chiste’ en el access prime time de la cadena. No pude verlo en su momento pero lo vi luego gracias a la web de la cadena.

Y he de decir que el programa me sorprendió gratamente. No es un programa estupendísimo pero me esperaba bastante menos.

‘El club del chiste’ es un programa de chistes al uso donde los humoristas aparecen contándolos a cámara, no vamos a inventar géneros, pero que no se percibe como algo anticuado o una nueva versión del clásico ‘Genio y figura’.

El programa comienza (y finaliza) con una secuencia de ficción en la que los humoristas y la presentadora interactúan, haciendo de unos personajes que son ellos mismos, pero en ficción. Y queda original y resultona la cosa. La verdad es que me gustó esa pequeña ficción entre bambalinas en la que Anabel Alonso va metiéndoles prisa o inseguridades a los humoristas y tirándole los tejos a alguno. Es ese algo diferente con respecto a otros programas de chistes que le da un toque distintivo.

Así, vemos como los humoristas llegan al plató del programa y comienza la acción.

Aquí nos damos cuenta de que el programa está grabado, aunque parezca que lo van a hacer en directo. Se hace raro al principio, hay veces que un personaje está en el escenario y de repente está el otro, rompiendo la ilusión de falso directo, y choca. Pero a decir verdad, esto finalmente jugó a favor del ritmo del programa, que no perdió tiempo entre aplausos y paseíllos de los humoristas, ya que gran parte de eso se suprimió en la edición.

El plató me gusta, no muy grande pero funcional, con público en directo. Como un club de stand-up comedy bastante sofisticado. La realización también se permitió algunas licencias más allá del plano frontal del humorista (planos laterales, contrapicados) para que viésemos que la cosa no está en una línea algo más moderna que los típicos programas del género.

Pero como el programa va de chistes, lo más importante son los chistes en sí, evidentemente. Y lo bueno que tiene el programa, y que en principio me echaba para atrás, es su frecuencia de chiste por minuto. No pierden el tiempo, y van soltando un chiste tras otro. Todos no tienen gracia, es más, me reí sólo con algunos, pero si uno no te hace reir tienes la suerte de que no tardan en enfangarse con el siguiente. Está claro que con tantos chistes hay algunos malos y otros muy vistos, como por ejemplo el de “ahora fumo pero sin ganas” que es muy viejo.

El nivel de los chistes fluctúa constantemente, pero en el cómputo global, el programa no deja grandes periodos de aburrimiento.

En cuanto a las caras frente al programa, ninguna queja, Anabel Alonso estuvo muy divertida, en su línea, y los humoristas bastante aceptables, unos mejor que otros pero ninguno mal. Seguramente a cada uno le gustaría más un humorista y otro le cayó gordo, pero quizás eso también sea un punto a favor del programa, que hay una variedad amplia de tipos de humoristas que lleguen a gente con distintos tipos de humor. Y es que esto del humor es muy personal.

Además, el programa incluye una sección en la que varios “famosos” cuentan chistes, pero no en plató, sino grabados. Esto sí que fue bastante cutre, porqué cantó mucho que se había hecho tirando a lo fácil. Participaron cuatro personas: Pepe Viyuela, Marta Torné, Patricia Conde y Paco León. Y en la web anuncian más gente para próximos programas: Yon González, Pepón Nieto, Mario Casas o Ángel Martín. Sí, todos ellos trabajadores de producciones de Globomedia, la misma productora del programa, todo quedando en casa.

Sigue leyendo

¿Dónde están las nuevas series españolas?

puntaescarlata

Hace unos días os comentaba cómo quedaba la parrilla española después de los estrenos y regresos de temporada y tras la estabilización de las parrillas. Una cosa que me llama la atención de este inicio de temporada ha sido comprobar que no hay prácticamente series nuevas.

La única ficción que ha iniciado este curso su nueva temporada es ’90-60-90. Diario secreto de una adolescente’. También podríamos considerar como “estreno” la serie ‘Fibrilando’, aunque no sea del todo nueva. El resto de ficciones nacionales en plantel son todo regresos: ‘Cuéntame cómo pasó’, ‘La Señora’, ‘Sin tetas no hay paraíso’, ‘Física o química’…

Otros años las novedades llegaron en septiembre en tropel, en cambio este año se ha caracterizado más por los regresos y por la gran ocupación de las parrillas por productos de no-ficción: ‘Gran hermano’, ‘Granjero busca esposa’, ‘Españoles en el mundo’, ‘Pekín Express’, ‘Tú sí que vales’.

Especialmente me parece llamativo el caso de Telecinco, que solía apostar mucho más por la ficción nacional y de momento sólo emite una serie española, ‘Sin tetas…’, y lo hace la noche de los domingos, cuando otros años sus series dominaban las noches laborales. Además, no será ‘Hospital Central’ quien ocupe el hueco de los miércoles, ni tampoco otra ficción, sino que será el concurso ‘Mi familia contra todos’ que se ha anunciado recientemente para la próxima semana.

¿A qué se debe este descenso de producciones de ficción? ¿Están las series españolas en un mal momento?

Probablemente una de las causas sea la tan mencionada crisis económica. Como las series son mucho más caras que las ficciones, los directivos prefieren arriesgar menos dinero. Pero el hecho de que los géneros de no-ficción dominen las parrillas no se debe, creo yo, a cuestiones exclusivamente económicas, sino también a la buena aceptación que están teniendo algunos programas como los de reportajes o los de viajes que están haciendo que se dupliquen en unas cadenas y otras.

Volviendo al tema de las ficciones, se conocen muy pocos proyectos nuevos que podrían desembarcar en las parrillas de nuestro país. Ellos son los siguientes:

– ‘De repente los Gómez’. Entre todos es el que parece estar en un estado más avanzado, incluso podría verse próximamente en antena. La serie pertenece a Telecinco y trata la vida de una familia de timadores. Encabezan el reparto Alicia Borrachero y Gustavo Salmerón y es producida por Sony Producciones España.

– ‘Gran reserva’. Ángela Molina y Emilio Gutiérrez Caba protagonizarán esta serie de Bambú Producciones sobre la vida de familias de bodegueros ambientada en La Rioja. Esta serie corresponde a TVE1 y, a priori, parece similar a ‘Herederos’, que ya emitió la cadena.

– ‘No soy como tú’. Este proyecto de Antena 3 pretende sumarse al éxito y auge de las series y películas de vampiros. No se sabe demasiado salvo que será una historia de amor sobrenatural. De todas formas parece ser que este título será una miniserie, en lugar de una serie de más continuidad. Estará producida por Antena 3 Films.

– ‘Punta escarlata’. Es el nuevo proyecto de Globomedia para Cuatro. Carles Francino y Antonio Hortelano encarnarán a dos policías que tratarán de resolver un antiguo crimen cometido en un pueblo costero. La cadena pretende conseguir el éxito con otra serie de misterio como ya hiciera con ‘Hay alguien ahí’.

Resulta curioso que cada una de las cuatro principales cadenas sólo tenga entre manos un proyecto de ficción para realizar a medio-corto plazo.

Cadena busca esposa: Todas las claves de la posible fusión entre Cuatro y laSexta

lujan

El matrimonio de Cuatro y laSexta parece ya una realidad. Ante tal hito en la historia de la televisión de nuestro país veo conveniente hacer una entrada reuniendo la información disponible, extrayendo todas las claves, analizando las necesidades de cada parte y lo que ofrecen como ajuar en esta unión, y sacando conclusiones.

Sin duda la puntilla de todo ha sido la entrevista de Andreu Buenafuente a Iñaki Gabilondo, en la que tampoco se confirma nada de forma explícita, pero que se presta a una lectura clara, la fusión es casi un hecho. No es casualidad que Gabilondo haya aparecido mediante conexión desde su plató de informativos, en lugar de hacer una visita informal, ni que se haya hecho con ‘Buenafuente’, el programa más carismático de laSexta, más formal que ‘SLQH’. También puede leerse mucho entre líneas. No pueden afirmarlo, pero saben lo que hay, y sino no dirían nada. Además, Gabilondo afirma que antes de que se acabe la semana sabremos algo, y curiosamente hoy viernes hay consejo de ministros.

Pero vayamos poco a poco.

Desde que en mayo se aprobase la ley de fusiones de televisiones, no se ha parado de especular sobre qué cadena podría fusionarse con cual.

Quedando descartada la televisión pública y el matrimonio de Telecinco con Antena 3 por superar la cuota de pantalla que indica la ley, las posibilidades eran múltiples, entrando en juego no sólo las cuatro grandes privadas, sino también los grupos VeoTV, y NetTV.

Pero sin duda quien más propensa al cambio se ha mostrado en todo momento ha sido laSexta, admitiendo mantener conversaciones con varios pretendientes.

Después supimos que las conversaciones entre laSexta y Cuatro estaban cuajando más aun y se hablaron de porcentajes en el matrimonio, donde Cuatro controlaría el 60% de la futura empresa y laSexta el 40%. Y lo cierto es que siempre se intuyó este matrimonio como el más lógico, dado que ambas cadenas visten los mismos colores políticos. Pero también es cierto que cuando el dinero llama en estas operaciones macrofinancieras es fácil olvidarse de hasta quién es tu madre.

El caso es que los rumores no hacían más que crecer, y ambas cadenas, sobretodo laSexta empezaron a hablar del tema, aunque no de forma directa, sino mediante bromas como las de los chicos de ‘Sé lo que hicisteis…’ en varios sketches o la que ya os comenté de Buenafuente y Berto. Y ha tenido su culmen en la entrevista de Buenafuente a Gabilondo.

Ayer Expansión publicó un artículo al respecto, desvelando las claves económicas importantes del asunto. Según cuentan, se está planteando crear un nuevo holding audiovisual en el que Cuatro y laSexta aportarían sus contenidos y derechos de televisivos, mientras que sería financiado por Santander, La Caixa, Caja Madrid y BBVA.

La irrupción de estos bancos es altamente necesaria, dado que tanto Cuatro como laSexta no se encuentran en una buena posición económica. Dice Expansión que Sogecable tenía en 2008 una deuda de 890 millones de euros, mientras que laSexta se ha aventurado a comprar todos los derechos deportivos habidos y por haber, por lo que sus compromisos de pago a finales de 2008 eran de 2.000 millones de euros.

La cadena de Mediapro se arriesgó demasiado y no está siendo capaz de rentabilizar tales derechos, por lo que está buscando a la desesperada opciones para dar salida a tantos contenidos, ya que esta “borrachera de futbol en abierto”, como el propio Roures lo denominó, no es rentable.

¿Qué soluciones tendría laSexta para rentabilizar los derechos deportivos?

Una es la TDT de Pago que ya está tramitando y parece que llegará para la próxima temporada, otra es sacar a concurso algunos derechos y venderlos, como ya está haciendo, y la última sería llegar a algún acuerdo con plataformas de pago, como por ejemplo Digital+.

En la otra cara de la moneda está Digital+ (que pertenece a Sogecable, donde se incluye Cuatro). Tiene toda la infraestructura para ofrecer contenidos de pago, pero ha perdido derechos importantes de competiciones deportivas.

Por tanto, con la fusión de Cuatro y laSexta, ambos ganarían: uno pone las ventanas de explotación y otro los contenidos. Es más, se habla de que controlarán la próxima temporada futbolística la Liga y la Copa del Rey, y que en el programa ‘El larguero’ de la Ser se ha hablado del fin de la guerra del futbol entre ambas partes. Además, se dice que el reparto de partidos será de la siguiente forma: uno en abierto, dos en la TDT de pago y el resto en Taquilla de Digital+. Y la verdad es que parece un negocio redondo.

No obstante, tampoco hay que lanzar las campanas al vuelo en el tema de Digital+, ya que tampoco se sabe qué empresas aportará al nuevo holding cada una. Quiero decir que esto no es algo tan simple como “cuatro y lasexta”. Cada grupo posee varias empresas, o tiene un accionariado compuesto por varios grupos o entidades. Por ejemplo, Cuatro pertenece a Sogecable, en el que están Digital+ y la productora Plural, y a su vez, pertenecen al Grupo Prisa, dueño de Unión Radio (Cadena Ser, 40 Principales, Cadena Dial…), entonces, ¿entrarán todas estas empresas en el lote? Por otro lado, el grupo latinoamericano Televisa es un dueño de gran parte de las acciones de laSexta, ¿hasta qué punto influirá en el nuevo holding? Como veis, son cuestiones que se nos escapan a los espectadores.

En cuanto a los canales en sí, existen dudas sobre qué pasará con ellos. En un primer momento la gente dio por hecho que se juntarían y uno desaparecería, al más puro estilo The CW. Pero lo cierto es que esto no será así. Debemos pensar en globar, no se trata de sólo dos canales, sino de todas las licencias que suman en TDT, actualmente seis pero que llegarán hasta diez con el apagón analógico. Por tanto, no podemos hablar de la desaparición de ningún canal, aunque sí puede haber cambios de nombre, mezcla de contenidos, etc.

Sigue leyendo

‘Águila Roja’ arrasa en su estreno

aguilaroja

La nueva serie de La 1, ‘Águila Roja’ fue todo un éxito de audiencia en su estreno. No voy a hablar de su calidad porque, de momento, no la he visto, y no sé si me animaré a hacerlo. Pero para quien esté interesado en verla y anoche no pudiese, informar de que podeis hacerlo en la web de la cadena.

‘Águila roja’ fue vista por cinco millones de espectadores, lo que supuso un gran 26,4% de share. Hacía mucho tiempo que una ficción nacional no alcanzaba tan altas coutas, ya que ahora ni siquiera ‘Aída’ goza de tan buena salud. La excepción fue ’23-F: El día más difícil del Rey’, pero se trataba de una miniserie, no una serie de más largo recorrido.

También es verdad, que la competencia era bastante descafeinada. Obtuvieron datos aceptables, pero no brillantes, Telecinco con ‘Mentes criminales’ o El películón de Antena 3 que traía la miniserie ‘El último templario’.

No obstante, la oferta de Telecinco subió considerablemente justo al término de la serie de La 1.’Mentes criminales’ pasó del 12,3% que obtuvo el capítulo que coincidía plenamente con ‘Águila roja’ al 16,3% del segundo capítulo, que coincidió sólo en parte con la serie de Televisión Española. Después, sin dicha competencia subió en los dos siguientes episodios hasta el 21% y el 23,3%.

También bajaron con respecto a semanas pasadas las ofertas de Cuatro y laSexta. ‘Saturday Night Live’ bajó esta semana hasta un 8,1%, mientras que ‘El Mentalista’ se quedó en un 7,1%.

Desde luego, hoy se puede decir que la serie de Globomedia ha sido todo un éxito en su estreno, ahora queda por ver si se afianza en la posición.

Talones de Aquiles: El Prime Time de LaSexta

cqc

Hoy salta la noticia que laSexta no renovará ‘Caiga Quien Caiga’. Y es la crónica de una muerte anunciada, ya que los resultados del programa eran bastante inferiores a la media de la cadena. No obstante, la mayoría de las ofertas del Prime Time de la emisora de Emilio Aragón están debajo de la media.

Por esto, realizaré una serie de entradas en las que se analizarán los puntos flacos de cada cadena, las franjas en las que nada funciona, esos Talones de Aquiles que empeoran los promedios del día. Y empezaremos por el Prime Time de LaSexta.

La benjamina de las privadas tiene en el Prime Time uno de sus puntos débiles. Si bien es cierto que tiene ofertas consolidadas en las franjas adyacentes, ‘El intermedio’ en el Access y ‘Buenafuente’ en el Late, que superan normalmente la media de la cadena, sin embargo en horario de máxima audiencia, la cadena no ha sabido encontrar productos que rivalicen con las grandes emisoras.

Ni programas de entretenimiento, ni series, ni realities. Tan sólo el fútbol le da buenos resultados, a veces gloriosos, pero esto, claro está, se encuentra supeditado a quién juegue qué partido. Conscientes de ello, no han reparado en gastos y se han hecho con los derechos de todos los deportes habidos y por haber, incluida la Fórmula 1. Aunque en mi opinión, llegan a la competición en un momento en el que causa mucha menos expectación que cuando tenía los derechos Tele5.

Sigue leyendo