Los DuBois, la familia más real de la televisión

En las series de televisión es normal que la familia sea un eje de acción mediante el que están ligados los personajes, y encontramos familias de todo tipo en la pequeña pantalla. Desde sagas de cómo la de los elitistas Walker de ‘Cinco hermanos’ a otras más mundanas como los Braverman de ‘Parenthood’, pasando por las poderosas como los Darling de ‘Dirty Sexy Money’ a otras más divertidas como las de ‘Modern Family’ o los geniales Heck de ‘The Middle’ (the miiiiiidle).

Pero si hay una serie que realiza un perfecto retrato familiar, cercano y certero, esa es ‘Medium’. Y resulta raro a priori que una serie cuyo principal reclamo es un componente sobrenatural, contrarreste eso precisamente con un tono muy natural, muy de día a día, de personajes creíbles.

Los casos de ‘Medium’ tienen esa licencia de fantasía de creernos que Allison tiene sueños en los que ve cosas, pasadas, futuras o percepciones que le ayudan a resolver los casos, pero más allá de esa licencia, la serie está contada bajo un prisma totalmente realista. Son casos interesantes, que tocan diversos temas muy bien escogidos, y que saben bien cuando relajar el tono o cuando aportar más misterio, e incluso a veces, cierta oscuridad.

Pero cuando Allison vuelve a casa, tenemos otra historia. La serie nos introduce de lleno en la cotidianeidad de un ambiente familiar confortable y muy realista, con esas cálidas escenas de desayuno en pijama en la que las niñas no paran de dar guerra mientras Allison y Joe hacen lo posible porque todo funcione. Asistimos a unas relaciones entre los miembros de la familia muy creíbles todas. Bien es cierto que al principio no me encajaba bien la relación Allison-Joe, porque no se entendía cómo alguien siendo tan escéptico como él se casase con Allison, era su papel de contrapunto, sí, pero quedaba algo poco creíble. Pero con el tiempo esto fue mejorado y ya, por donde voy yo que es la tercera temporada, está superado. Vemos las charlas de pareja sobre cómo educar a sus hijas y a la preocupación de ver lo rápido que crecen, pero también a la comprensión entre uno y otro a la hora de abordar problemas y al apoyo moral. Y no faltan claro, las peleas, los piques, los problemas de convivencia y un tratamiento muy natural de su vida sexual como pareja. Sigue leyendo

‘Medium’ se hundirá en Cuatro a partir este jueves

No me gusta ser agorero, ni tampoco es un malsano deseo que tengo hacia los DeBois. Incluso me gustaría equivocarme en mi predicción y que Allison, Joe, Ariel, Bridgette y Marie tuviesen mucho éxito próximamente.

Pero resulta que Cuatro ha programado los nuevos capítulos de ‘Medium’ en la noche del jueves, y ahí lo van a tener más que difícil.

Y es que es una noche en la que la competencia es atroz. En TVE1 ‘Cuéntame cómo pasó’ y en Telecinco la gala de ‘Gran Hermano’, ambas opciones superando sin problemas el 20%, e incluso el 22%, dejan casi automáticamente fuera de juego a cualquier competidor, a no ser que se llame Gregory House.

Así, en Antena 3 dan la noche por perdida con la discreta ‘Miénteme’, mientras que en laSexta logran a veces rascar algo y conseguir una media decente gracias a ‘Navy, investigación criminal’.

Ambas series americanas también harán competencia a ‘Medium’ en la difícil noche.

Y a esto hay que añadir que ‘Medium’ no es precisamente una de las series más exitosas de Cuatro. Sus datos suelen ser correctos pero en sus últimas entregas ha caminado con medias flojas y resultados preocupantes. Y con este panorama, todo parece indicar que no irá mejor.

Para que nos hagamos una idea, ‘Entre fantasmas’, que suele tener mejor acogida que ‘Medium’, venía haciendo entre el 8% y 9% en la noche de los martes, pero en su último capítulo de temporada se trasladó al jueves, donde se quedó en un 5,5%, y tengamos en cuenta que era su season finale. Sólo un peso pesado como ‘House’ podría luchar en tal plaza, de hecho el pasado jueves su preestreno de temporada consiguió un magnífico 14%.

Pero ni siquiera han aprovechado la oportunidad de tener la semana pasada a ‘House’ arrasando con su premiere, para emitir después capítulos de ‘Medium’, aunque fuesen repetidos, y así picar la curiosidad de nuevos telespectadores.

Por todo esto, y muy a mi pesar, me atrevo a decir que, desde este jueves, la quinta temporada de ‘Medium’ se verá en Cuatro sin mucho éxito.

‘Medium’ triunfa en CBS acompañada de Melinda

MEDIUM

Había mucha expectación en cuáles serían las audiencias de la serie ‘Medium’ esta temporada con el cambio de cadena.

La serie se emitía el año pasado en el canal NBC en el slot de los lunes a las 10:00, pero la cadena decidió cancelarla por no llegar a un acuerdo con el estudio, y posteriormente la cadena CBS decidió rescatarla.

El nuevo hogar de la serie, CBS, le preparó una nueva ubicación, la noche de los viernes, que a priori puede parecer la peor. Pero en CBS la noche de los viernes es sinónimo de éxito, pues en ella se emitían dos series líderes: a las 8:00 ‘Entre fantasmas’ y a las 10:00 ‘Numb3rs’. Y entre ellas está el hueco de ‘Medium’, a las 9:00.

Además, la temática fantástica de ‘Medium’ encaja a la perfección con la de ‘Entre fantasmas’, pues ambas son series protagonizadas por mujeres y que poseen un don para ver a los muertos, aunque cada una con sus peculiaridades y estilo.

Este viernes se estrenó, por fin, la nueva temporada de ‘Medium’ en CBS, la sexta de la serie, así como las nuevas temporadas de sus compañeras de noche. Y estos son los datos:

‘Entre Fantasmas’: 8.580.000
‘Medium’: 8.780.000
‘Numb3rs’: 7.920.000

La estrategia de hamaca de colocar el producto que parecía más débil entre otros dos fuertes ha funcionado a las mil maravillas. ‘Medium’ no sólo ha heredado los datos de ‘Entre Fantasmas’ sino que ha conseguido unos cuantos espectadores más. Tras estos datos queda demostrado que el tandem Melinda-Alison es perfecto.

Si consideramos además que la serie de Patricia Arquette se despidió el año pasado de NBC con 7.380.000 espectadores, podemos decir sin miedo a equivocarnos que el traspaso de la serie a CBS ha sido todo un éxito.

¿Se estarán arrepintiendo en la NBC?