Manual para padres que no desean que sus hijos sean pervertidos por la televisión

Si son padres tal vez estén preocupados por los efectos nocivos que la dañina televisión pudiere ejercer sobre sus vástagos. Por ello AgenTV crea este manual para ustedes, para ver si con éste método consiguen su objetivo sin la necesidad de reivindicar la retirada de según qué programas de parrilla o pedir que se endurezca el dichoso horario de protección infantil.

Método complejo: Siéntense con sus hijos a ver el televisor y enséñenles a ver televisión. Dígales qué contenidos deben ver y cuáles no, del mismo modo que les enseñan a alimentarse o a jugar. Explíquenles porqué es mejor que vean ‘El hormiguero’ en vez de ‘El intermedio’.

Método más simple: Si son padres perezosos que no quieren tener que compartir todo ese tiempo con sus hijos viendo aburridos contenidos infantiles, tienen una opción mucho más fácil y sencilla, más sencilla incluso que quejarse. Desintonicen todos aquellos canales que consideren que emiten contenidos perniciosos para sus vástagos del televisor en que aparcan al susodicho hijo frecuentemente. Y problema resuelto. Si quieren una televisión sin peligro de perversión, dejen sólo Clan, Disney Channel y si me apuras La2, a no ser que consideren que es cruel y morboso ver cómo el león muerde al ñu.

Lo que no puede pretenderse es que la televisión sea un parking de hijos, colocarlos delante y tenerlos callados durante un rato, y encima luego pedir explicaciones. Eso es lo que se llama una conducta irresponsable para con el hijo.

Hay que tener en cuenta que las valoraciones sobre qué pueden ver y qué no los niños son subjetivas. Mientras que para un padre todo Disney Channel puede ser una maravilla, puede que haya otro que vea mal esas historias de amoríos de preadolescentes cantarines. Nunca lloverá a gusto de todos por lo que se debe actuar individualmente.

Sí, estoy harto de estas medidas proteccionistas que pretenden imponernos. Y lo estoy desde mi tierna infancia, cuando me quitaron Goku.

Cuando yo era pequeño se armó la de Dios es Cristo porque decían que Goku (‘Bola de Dragón’) era perniciosa para nuestras infantes mentes porque era una serie muy violenta. A mí me encantaba y no iba por ahí pegándole a nadie. Es más, hoy día no me he convertido en un ser violento.

Así que empíricamente confirmo que eso de que “si un niño ve algo lo hará” no es real. De igualmente que hoy día puedo ver ‘Dexter’, una serie sobre un asesino en serie, y no matar a nadie, en aquel momento también poseía la inteligencia suficiente para no imitar a Goku. No subestimen la inteligencia de sus hijos.

Finalmente retiraron la serie de pantalla, y lo único que consiguieron fue fastidiar bastante a los niños que se quedaron sin ver Goku, y tal vez algún politicucho se puso una medallita.

Todo esto viene a que un lector me ha pedido en los comentarios le dé mi opinión sobre un tema del que ha escrito en su blog, donde protesta porque no se cumpla el horario de protección infantil, y pone el ejemplo de ‘Padre de familia’, como ejemplo de lo peor, claro.

Para más información sobre lo que pienso de este tema os recomiendo una entrada que escribí hace un tiempo: La tele no tiene que educar a tus hijos.

En verano reponiendo, que es gerundio

elultimosuperviviente

Que cuando llega el verano las televisiones se llenan de reposiciones y refritos no es un secreto. Las cadenas intentan afrontar esta época de poco rendimiento con ofertas de presupuesto nulo, y este año, con la dichosa crisis, están llevándolo al extremo.

Todo esto me parece entendible, aunque sea un completo horror para nosotros los sufridos espectadores.

Pero lo que no es de recibo es que se reponga cualquier cosa, sin cuidar si los contenidos de dicha reposición están ya desfasados.

Por ejemplo, el otro día en Cuatro, cadena que se está llevando la palma de reposiciones este verano, reponían un programa de ‘Password’ en el que intervenía Yolanda Ramos y anunciaba que “esa” semana podrían ver los espectadores ‘Saturday Night Live’ en la cadena. Evidentemente, esa era una referencia que servía en el momento en que se emitió el programa pero no ahora, ¿tanto les costaba editar el programa para eliminar esa información y no dejar en el espectador esa sensación de desfase, o lo que es peor, confundirle con respecto a la programación?

Ya hablé hace bastante tiempo de estas prácticas, cuando en un canal de TDT reponían un programa de actualidad (‘7 días y 7 noches’), años después, y se seguía invitando al espectador a que entrase en una web ya inexistente.

También he visto esta práctica en La Siete, donde se repone ‘Agitación+IVA’, programa en el que se incluyen videos anunciando politonos que ya no son operativos. No obstante, la cadena superponía sobre el programa un cartelito comunicando que dichos polinotonos no estaban ya disponibles, pero mira que cosas, ese cartel no aparecía en el mismo momento en que se anunciaban los politonos, sino después. Vuelvo a decir ¿no sería más fácil editar el programa para suprimir esas imágenes?

Dejando ya a un lado el tema de los contenidos desfasados, veamos cómo está la situación de las reposiciones.

Como ya decía, Cuatro se está llevando la palma, y últimamente no emite casi ningún contenido nuevo. Las mañanas son un contenedor de reposiciones en el que ya han pasado varios títulos, ninguno despertando interés. Por las tardes ‘Perdidos’ es lo más nuevo, y no olvidemos que esos capítulos ya han sido emitidos en La2, aunque pronto llegarán los de la cuarta temporada, que sí es inédita en abierto. Después han cambiado las reposiciones de ‘El último superviviente’ que vuelven a la mañana por las de la serie ‘Invasión jurásica’, también vista, seguida de reposiciones de ‘Elígeme’ y el ya mencionado ‘Password’.

En prime time, aparte del cine, lo único nuevo es un capítulo semanal de ‘Entre Fantasmas’, porque ni ‘Medium’ ni ‘Desafío Extremo’ ofrecen nuevos programas, y también se reponen a diestro y siniestro ‘Callejeros’, ‘Ola-ola’, ‘Hermano mayor’, ‘Callejeros Viajeros’ y hasta refritos de ‘El hormiguero’.

Otra que no para de reponer programas es laSexta.

El colmo de los colmos lo vi en esta cadena, donde este año se han ahorrado la edición veraniega de ‘Buenafuente’ que solía presentar Berto. Lo peor no es eso, sino que empezaron poniendo unos refritos titulados ‘Buenafuente: Lo mejor’ que recogían los mejores momentos de esta temporada, para después pasar a reponer ‘Buenafuente: año visto’, unas reposiciones de hace ya mucho tiempo. Concretamente el pasado día 5 de agosto estaban emitiendo fragmentos de febrero de 2008, ahí es nada.

A ‘El mentalista’ le han dado un merecido descanso, pero no les pasa igual a los chicos de ‘Bones’ que siguen su ritmo de emisión sólo con reposiciones. ‘Shark’ también ha sido rescatada, pero en la tarde, donde también vemos reposiciones de ‘Navy’, ‘La tira’ y ‘Estados alterados’.

Y no hay ni que hablar de las mañanas de laSexta, un completo desastre donde todo son reposiciones, como las de ‘Prison Break’, o los archirrepetidos ‘Crímenes imperfectos’.

TVE1 tampoco se queda atrás, y ni corta ni perezosa se ha lanzado a reponer en el late night ‘La guerra de los mandos’ y ‘Con un par de… bromas’, dos programas de humor que si tuvieron poco éxito en su momento, ahora no iba a ser menos. Antes de esto probó a reponer ‘Mujeres Desesperadas’ con poco éxito, aunque a mí me encantaba volver a verla por televisión. Esperemos que no les dé por volver a sacar ‘Díselo Bailando’ o ‘Canta Singstar’.

Ya podrían aprovechar la temporada estival para ofrecer los capítulos ya grabados de ‘U.C.O.’ y ‘Guante Blanco’, que sólo pudieron verse en la web.

Otro hecho que me sorprende bastante es que Telecinco esté reponiendo ‘Sensación de vivir’, pero seguro que algún nostálgico está encantado con ella. En esta cadena la que no descansa con reposiciones es ‘Aída’, y bien le haría falta para que su regreso sea más esperado.

Por el contrario, Antena 3 es la que menos está abusando de reposiciones ya que, a excepción de los contenidos de ‘Megatrix’, pocas cosas son ya vistas. Eso sí, en prime time están poniendo películas a discreción.

La tele no tiene que educar a tus hijos

niñotele

Últimamente estamos asistiendo a un fenómeno que me tiene preocupado, y es la proliferación de protestas en contra de los contenidos “adultos” en el llamado horario de “protección infantil” en la televisión.

Tengo la sensación de que se está llevando esto un poco al extremo. Los contenidos que antes parecían aptos para los niños, ahora se ven como una absoluta depravación. Cada vez las protestas sobre los contenidos televisivos, especialmente sexuales y violentos, son más restrictivas, y parece que los niños de hoy día sean muy tontos o muy inocentes y haya que criarlos en una burbuja. Yo crecí viendo ‘Bola de Dragón’  y ‘Los caballeros del Zodíaco’ y recuerdo haber visto a las mamachicho y no estoy traumatizado.

No podemos, con el pretexto de la protección de los menores, relegar toda la programación “adulta” a las franjas nocturnas. Entendamos “adulta” no simplemente como películas pornográficas o violentas, sino todo aquello destinado a los adultos, como los informativos que retraten escenas de guerra, etc. Muchos de estos programas no resultarían competitivos para la franja de prime time, entonces ¿deberían existir sólo en el late night?

Evidentemente no. No podemos pretender que toda la programación del day time sea totalmente blanca y libre de contenido adulto, porque sino esos mismos adultos no encontrarían aliciente en la oferta televisual.

En el último programa de ‘RTVE Responde’, un espectador se quejaba de la inclusión de imágenes de sexo y violentas o sangrientas en el telediario, y Lorenzo Milá, bastante acertadamente, le recordaba que los telediarios son programas informativos realizados para adultos, no para que los vean los niños. Y me parece muy importante tener esto en cuenta. No todo programa del day time tiene que ser apto para que lo vean los niños.

Se está exigiendo a las televisiones que realicen unos contenidos mucho más light, que puedan ver los niños, para que los padres puedan eludir la tarea de estar pendientes de qué ven sus hijos. Y curiosamente, esa programación descafeinada es la que no demanda la audiencia.

Y todo se complica más aun cuando pensamos en los hijos de quién nos referimos. Quiero decir que la educación es algo muy personal, y lo que unos padres verán como contenidos normales, a otros les resultarán altamente perniciosos. ¿Entonces debemos restringir al máximo? Pues no, son esos padres los que deben estar al tanto de los contenidos que les parezcan oportunos que vean sus hijos.

Deberían desarrollarse aparatos que se encarguen de censurar los contenidos adultos, como hacen los programas nannys para la navegación por internet, pero hasta entonces, es obligación de los padres, y no de las televisiones, vigilar qué quieren que sus hijos vean y qué no.

Talones de Aquiles: El Prime Time de LaSexta

cqc

Hoy salta la noticia que laSexta no renovará ‘Caiga Quien Caiga’. Y es la crónica de una muerte anunciada, ya que los resultados del programa eran bastante inferiores a la media de la cadena. No obstante, la mayoría de las ofertas del Prime Time de la emisora de Emilio Aragón están debajo de la media.

Por esto, realizaré una serie de entradas en las que se analizarán los puntos flacos de cada cadena, las franjas en las que nada funciona, esos Talones de Aquiles que empeoran los promedios del día. Y empezaremos por el Prime Time de LaSexta.

La benjamina de las privadas tiene en el Prime Time uno de sus puntos débiles. Si bien es cierto que tiene ofertas consolidadas en las franjas adyacentes, ‘El intermedio’ en el Access y ‘Buenafuente’ en el Late, que superan normalmente la media de la cadena, sin embargo en horario de máxima audiencia, la cadena no ha sabido encontrar productos que rivalicen con las grandes emisoras.

Ni programas de entretenimiento, ni series, ni realities. Tan sólo el fútbol le da buenos resultados, a veces gloriosos, pero esto, claro está, se encuentra supeditado a quién juegue qué partido. Conscientes de ello, no han reparado en gastos y se han hecho con los derechos de todos los deportes habidos y por haber, incluida la Fórmula 1. Aunque en mi opinión, llegan a la competición en un momento en el que causa mucha menos expectación que cuando tenía los derechos Tele5.

Sigue leyendo